viernes, 16 de noviembre de 2012

Versallesco por fuera, ultra futurista por dentro

Hace unos días, en una de mis maratónicas e interminables caminatas por Paris, sin duda mi ciudad favorita en el planeta, decidí que iba a acercarme hacia Republique, ya que por allí hay una serie de edificios dedicados a la ciencias que me interesaba ver. 

Cuando uno va bajando del barrio de Belleville, que es como una versión parisina de Barcelona mezclada con un Chinatown underground, el cual desemboca en la plaza de Republique, me dirigí hacia una zona de edificios monumentales que están por allí mismo. Entre ellos los mas impresionantes son el antiguo monasterio que hoy en día es el Museo de Arte y Materia, la catedral de en frente, que ni idea como se llama, y otros aledaños del mismo estilo de mediados de siglo XVIII que dan una sensación  de estar caminando por una zona que se quedó en una época muy remota. Pero las apariencias engañan. 

Yo muchas veces le he repetido a la gente que Paris es una ciudad que aparenta ser una capital antigua, con unas personas que aparentan ser muy amargadas, con unas costumbres que aparentan ser muy raras, pero la verdad no es así! Los parisinos son personas super interesantes, la capital es todo menos anticuada y las costumbres de esta sociedad son de lo más agradables e incluso sumamente responsables con los otros y con el medio ambiente.

Dicho esto, ya se podrán imaginar que dentro de esta zona de la que hablo, me encontré con mucho más que fachadas antiguas. Sabiendo más o menos dónde quedaba, me dirigí hacia la entrada de un complejo tecnológico/artístico/educativo llamado "La Gaite Lyrique". Como era de esperarse, La Gaite está instalada en un edificio que por fuera te hace pensar que vas a entrar a una biblioteca románica llenas de curas franciscanos, pero en lo que cruzas la puerta, sientes que mas bien entraste al siglo XXII. El lobby es una estructura blanca, hecha de rombos ordenados aleatorio, con bordes de acero, ubicada al lado de una escalera cuyos escalones de vidrio te llevan al salón de estudio/inspiración. 

A un lado del Lobby están dos entradas hacia el piso de abajo, las cuales están pintadas de unos colores super intensos e iluminadas por unas luces de neón que hipnotizan y te obligan a caminar hacia allá y descubrir que te llevan hacia las galerías inferiores. Una vez que bajas las escaleras, descubres un salón negro, con cuadros hechos de luces de neon verde, donde están colocadas unas pantallas planas en las paredes, las cuales proyectan un juego de video de realidad virtual que te hace sentir como si hubieras entrado en la película Tron. 

Al subir hacia el piso de inspiración, éste es como la versión ultra moderna de una biblioteca. Aquí, en vez de tener millones de libros, encuentras estanterías hechas de acero, que ofrecen las revistas de tecnología y ciencia mas recientes de todo el mundo. Detrás de estas estanterías, hay una serie de computadoras para uso general y un grupo de cubículos hecho de vidrio, cada uno con televisor de plasma y una consola de última generación, ofreciendo juegos de videos para quienes deseen recrearse. Todo esto GRATIS! Para el ciudadano francés. Todo para promover la tecnología, el pensamiento de avanzada y la calidad de vida. 

Es indiscutible que el socialismo francés esta haciendo las cosas bien. Porque las caras de felicidad de todos los francesitos que estaban jugando, leyendo revistas, viendo exposiciones de arte tecnológico y estudiando para sus entregas de feria de ciencia eran estupendas. 

Sin duda que esta es una muestra de lo que significa preservar la cultura, honrar la historia, pero nunca quedarse estancado en el pasado. Claramente este apoyo a la evolución, creación, inspiración y estudio de la tecnología es lo que mantiene a Francia como uno de los países mas vanguardistas a nivel científico, pero lo que si es impresionante, es la forma tan original como esta gente hace converger lo artístico con científico y lo educativo con lo divertido. 

En conclusión, sendo descubrimiento La Gaite Lyrique. 

Fuerte aplauso para el gobierno del Marie de Paris. 







jueves, 8 de noviembre de 2012

La cara Trendy de Berlin

-->
Después de haber tenido la introducción a la majestuosa historia de Berlin de la mano de nuestra Punketa Amy, ya era hora de que nos quitáramos la careta, ya era hora de ir mas allá de las rutas conejas de turistas gringos, y nos lanzáramos a descubrir por que los berlineses son conocidos mundialmente por ser los reyes de la movida de música electrónica y la cultura Underground.

Como ya Amy nos había dicho, ella y sus panitas punketos estarían al día siguiente ofreciendo un tour alternativo. Y como era de esperarse, ni Mikey ni yo nos lo íbamos a pelar, así que bien obedientes nos aparecimos en la entrada del Metro de Oranienburger Tor a la hora que nos dijeron.

Para nuestra grata sorpresa, cuando llegamos al sitio habían como 20 punketos reunidos en esa esquina, unos listos para recibir el tour, y muy probablemente llamar a sus familias después del tour para decirles que se quedaban en Berlin, y además estaban los otros 5 punketos que eran los encargados de organizarlo. Luego de que se hiciera la separación por idioma, descubrimos que el de español no podría salir porque eran muy pocos, asi que decidimos dejar a Amy y hacerles un favor a los de habla hispana y unirnos a su grupo para que se diera el tour.

La guía nueva era una Gallega ultra marimacha, con una pinta medio militar izquierdosa, que hablaba mas que yo (se los juro) y era tan acelerada que de repente se perdía en los cuentos que nos iba echando. No se si sería porque ya tenía medio cerebro quemado de pincharse o meterse pepas en Berlin, o porque sencillamente quería abarcar mas información de la que podía. Lo que si es cierto es que la gallega tenia un sentido del humor y una forma de expresarse dignas de película de Almodovar. Mikey se reía cada 3 palabras que decía. Obviamente de las 3 palabras 1 y media eran una obscenidad. Pero ciertamente era divertida la tipa, y además que pegaba perfecto con las destinaciones cutre/cool que nos llevaba.

Primero nos llevo a las super conocidas invasiones. Las cuales son casas que la gente ocupo cuando cayo el muro de Berlin, que quedaron a disposición de cualquiera, ya que la gente salió huyendo al lado capitalista y como decía la gallega les “valía madre dejar todo atrás”.  Ahora pertenecen a los invasores, quienes resulta que son tan normales como tu o como yo. Los alemanes hasta para invadir son lógicos, se pusieron de acuerdo con el estado y arreglaron las propiedades a cambio de los títulos. Obviamente que hay algunas que son burda de hippie, o parecen un nido de Junkies, pero la mayoría no son mas que casas de gente muy cool.

Luego de dar unas vueltas por esa zona “trendy” de Mitte, y ver un sinnúmero de artes urbanos geniales (graffities, stencils, pegatinas, etc), que hacen del graffiti una obra maestra y una expresión cultural excelente, nos fuimos a donde realmente se bate el cobre, porque, según la gallega y los berlineses cool, lo que vimos de Mitte es una ofensa a la cultura alternativa, ya que el gobierno se ha encargado de limpiarlo mucho y de traer tiendas demasiados comerciales que no pegan con la movida.

A ritmo apurado y  sin parar de hablar y reírnos, nos montamos en el metro para irnos a Kreuzberg. El barrio realmente alternativo de Berlin. Aquí si es que esta la rumba, aquí si es que esta el arte urbano, aquí si es que están las tiendas cool y la gente que lleva la batuta en el movimiento alternativo, no solo de Europa, sino del mundo.

Kreuzberg es un suburbio de Berlin, así como lo es Brooklyn a Manhattan. Pero el nivel de diversidad multicultural, apertura mental y libertad de expresión creativa de estos, se lleva por delante cualquier otro que haya uno visto en la tierra. Obviamente, ahí es donde vivía la gallega, así que nos indicó donde es que estaban los bares mas impresionantes, las discotecas más “acaba trapos”, los skate park más underground y las tiendas mas interesantes.

Luego de toda esta información, nuestra gallega punketa nos señalizó el “East Side Gallery”, el cual es un kilometro y medio de lo que queda del muro de Berlin, del que convirtieron en una obra de arte para la humanidad, luego que le dieran a 101 artistas reconocidos de diferentes nacionalidades, para que expresaran sus ideas y plasmaran en este pedazo una imagen en memoria de lo que para ellos significaba la caída del muro.

Como ya era tarde, tuvimos que decir adiós a la Gallega. No nos faltaban ganas de invitarla a rumbear. Pero por decencia, y quizás un poco de prudencia, decidimos que era mejor descubrir la rumba por nosotros mismos y entregarnos a la suerte de lo que decidiera hacer Berlin de nosotros. Y así lo hicimos!







martes, 6 de noviembre de 2012

Nuestra Punketa guia turistica de Berlin!!

-->
Bien sea por alguna predisposición originada en mi crianza, por mi estilo independiente/agobiantemente ansioso de viajar o por una combinación de las dos, siempre he tenido una enorme aversión a tomar guías turísticos en grupo. Eso de que una viejita me vaya echando el cuento y camine cual tortuga, y me tengan reprimida con otros turistas japoneses que toman fotos cada 3 segundos, nada mas de contarlo, me horroriza. Pero todo tiene su excepción.

Mi novio, quien es de la misma especie tour-hater, sorpresivamente sugirió que tomáramos un tour que hacen unos jóvenes voluntarios en la ciudad de Berlin, el cual descubrió hace unos años cuando recorría el mundo en nota de mochilero, argumentando que no tenía nada que ver con un tour normal, ya que son puros jóvenes locales, quienes aman su ciudad y  trabajan por el monto que uno les quiera dar. Por tratarse de Mikey, accedí a tomarlo, así que nos enrumbamos a la Puerta de Bradenburgo, a encontrarnos con nuestra guía turística a las 11am en punto.

Para mi grata sorpresa, mi guía turística resultó ser una inglesa punketa divertidísima, llena de piercings en la nariz y cejas, con un acento y un sentido del humor tan londinense, que ya por eso provocaba oír lo que decía. Resulta que la punketa (quien resulto ser tocaya de mi inglesa favorita, Amy Winehouse,) no titubeó con la lluvia que empezó a caer y de una se lanzó a explicarnos que Berlín había sido una ciudad construida sobre los pantanos (a lo que agrego que podríamos usar ese detalle para esconder algún gas que se nos escapara y culpar al azufre sobre el que estaba construida la ciudad. jajajaja) Además nos detalló cómo es que luego de convertirse en la capital de la Republica Germana, Berlin no ha parado de cambiar. El mismo David Bowie (cantante autoproclamado amante de esta ciudad) decía que Paris siempre será Paris, pero Berlin jamás será Berlin.

Ya a estas alturas me sentía en una de esas clases del colegio o en la universidad que jamás te imaginaste que te iban a gustar tanto. La Amy, con sus datos bizarros de la historia, citas a David Bowie y su entusiasmo, ya nos tenia envueltos en una aventura por las calles de Mitte. Nos adentramos al monumento que construyeron para conmemorar a los judíos de la Segunda Guerra Mundial, el cual se sentía como una versión de laberinto hecho con rectángulos de cemento pulido de todos los tamaños, por los que podías caminar . Según Amy, no hay un sentido único, así que cada quien puede interpretar a su gusto. Para mi, era como estar en una versión futurista de la película “Laberinto”.

De allí, seguimos decididos, a pesar de la lluvia que arreciaba, a dar una vueltica por Checkpoint Charlie, la cual es una atracción turística, bastante Disney de hecho, así que no pasamos mucho tiempo y seguimos a la increíble basílica de Berlin, ubicada en la Isla de los Museos, los cuales, aun cuando han sido todos restaurados, mantienen las estatuas y esculturas originales, porque resulta que, por alguna de esas fijaciones raras de los nazies, ellos decidieron desmontarlas y protegerlas antes de entrar en guerra. De tal forma, las edificaciones son replicas de los antiguos edificios, pero las esculturas si son de verdad verdaita!

Alrededor de la isla de los museos había muchas mas edificaciones importantes, como la Biblioteca Nacional, donde los hermanos Grimm, Einstein y no sé cuántos premios Nobel mas han estado allí. Además está la Universidad y algunos otros monumentos, pero ya a estas alturas nuestra querida Amy ya llevaba mas de 3 horas distrayéndonos con sus historias y chistes de humor negro, así que no tuvimos otra opción que aceptar que hasta aquí llegábamos por hoy. Pero para mi grata sorpresa, antes de decir “Good Bye”, la amiga punketa nos soltó la noticia de que para todos aquellos interesados en ver el lado underground/rebelde, alternativo de la ciudad también habría un tour guiado por ella!!

Obviamente, Mikey y yo nos miramos a los ojos, y sin titubear, preguntamos punto de encuentro y hora, y sin más que agregar, satisfechos con un tour muy entretenido de la parte mas histórica de Berlin, le dimos la mano a Amy y nos quedamos a nuestras andanzas, felices de estar en esta ciudad y seguros de que ahora es que empezaba la diversión!